La historia del “Día del arroz”: la fortuna favorece a los valientes.

“¿Oye profe, que te parece si celebramos un “rice day” todos los meses para recaudar fondos para nuestros proyectos?”

Eso fue en 2012, ¿Y qué tal ha ido? Aunque por aquel entonces no fuésemos expertos, sabíamos lo suficiente como para poder apreciar la diferencia que podíamos lograr hacer entre las comunidades necesitadas tanto cerca como lejos de casa, y sabíamos lo suficiente como para apreciar y creer que la fortuna favorece a los valientes.

Equipados con un director lleno de preguntas, una asociación de padres y profesores bien comunicados, un personal de cocina ilusionado e informado; contábamos además con un cuerpo estudiantil motivado a través de asambleas significativas, y a una música edificante a todo volumen sonando en la cantina. ¡Todo estaba listo para el primer día del arroz!

Seis años antes

Esto fue hace seis años. Y seis años más tarde nuestro éxito ha generado más éxito. Una larga fila de alumnos de D1 entusiastas y capacitados han sabido distinguir sus habilidades organizando y llevando a cabo los días del arroz. Cada nuevo grupo ha ido modelando la excelencia previa a la vez que añaden su propia marca personal, comprometiéndose a la causa inicial de hacer una diferencia, crear conciencia, y a la vez mejorar su propio crecimiento personal y su curriculum vitae.

dia del arroz

Apoyando a The Kindred Project

El “Día del arroz” se ha arraigado firmemente en el ADN del colegio consiguiendo crear conciencia sobre cuestiones importantes, como el Objetivo de Desarrollo Número 2 de la ONU, Hambre cero. Una actividad de recaudación de fondos que ha conseguido ser muy querida e inspiradora entre los estudiantes, organizada una vez al mes por los alumnos de The Kindred Project, en la que los estudiantes de secundaria (y los de primaria una vez al año) tienen la oportunidad de optar o ‘comprometerse’ a intercambiar su plato de almuerzo normal por un sencillo plato de arroz.

Haciendo esto, el comedor del colegio se ahorra una cantidad considerable de dinero como resultado de disminuir la producción de comida ese día. La cantidad de dinero establecida por cada plato de arroz que se comen los estudiantes es de dos euros. El equipo del “Día del arroz”, junto con los empleados de la cantina, cuentan el número de platos de ‘comida normal’ que cogen los alumnos para de esta manera poder calcular la cantidad de dinero ahorrado al final del día (número total de estudiantes de secundaria – número de platos de comida normales multiplicado por 2€). El dinero que se ahorra la cantina va destinado a The Kindred Project y será aplicado en un proyecto específico notificado e identificado previamente. Como el colegio ha crecido en estos últimos años, la cantidad recaudada mensualmente en el “Día del arroz” ha subido a 700 euros.

Profundamente comprometidos

Una visita reciente del responsable de integración de ‘Inspired Education Group’, Ray Holiday OBE, señalaba en su informe; Ellos (los estudiantes) estaban especialmente orgullosos del programa de The Kindred Project del colegio, y estaban plenamente comprometidos en dar apoyo a niños y niñas, así como otras personas y grupos en situaciones de necesidad, describiendo estas experiencias vividas por nuestros alumnos, como insuperables. 

Efectivamente, toda la comunidad de SIS; padres, estudiantes, profesores, están muy orgullosos del “Día del arroz”, un proyecto que desde su comienzo ha recaudado más de 10.000 euros para varios proyectos tanto globales como locales. El año pasado, con el día del arroz pudimos proporcionar desayuno, almuerzo y merienda a 70 niños del centro infantil ‘Hogar Betania’ para que pudiesen disfrutar de sus dos meses de campamentos de verano. Nuestro”Día del arroz” más reciente (jueves 15 de noviembre 2018) también fue dedicado a tomar conciencia para la causa conocida como ‘Movember’, un proyecto centrado en las enfermedades masculinas.

Mejorando Vidas

Como dice la capitana del equipo de D1 del “Día del arroz” del año pasado, Vicky Valero; “No me había dado cuenta del impacto que tenía el día del arroz hasta que tuve la oportunidad de hablar con Begoña (Coordinadora de Hogar Betania). A veces no sabemos lo que pasa en el mundo, incluso a 15 minutos de distancia de donde vivimos, en La Línea de la Concepción. Begoña me explicó la situación de algunos niños y me ayudó a entender cómo los fondos ahorrados les han ayudado a mejorar sus vidas y de qué forma nuestras acciones pueden tener un impacto tan positivo.”

La actual coordinadora de D1 para el “Día del arroz”, Lucía Gil Aycart está confirma estas palabras, añadiendo; “Ser parte de algo tan grande como el “Día del arroz” ha sido una de las experiencias más enriquecedoras y asombrosas de mi vida. He tomado conciencia de que al final del día, las cosas materiales no te definen, son las experiencias de ayudar a otros. Me ha permitido a la vez darme cuenta de cómo hay gente que puede vivir con tan poco y aun así ser felices. Tener la oportunidad de ayudar a una pequeña comunidad puede que no cambie el mundo, pero si lo cambia para una sola persona, merece la pena.”

dia del arroz

Los alumnos lideran la iniciativa

Así que después de seis años, el “Día del arroz” sigue creciendo y tomando más fuerza. Es un ejemplo de evento dirigido por estudiantes, un proyecto empoderado que demuestra empatía hacía más de tres billones de personas que comen arroz diariamente en el mundo. Una forma de recaudar fondos muy exitosa para las comunidades a las que apoyamos. Un proyecto que animamos que sea secundada por otros colegios de Inspired.

Hace seis años que un estudiante me dijo; “¿Oye profe, que te parece si celebramos un “Rice day” todos los meses para recaudar fondos para nuestros proyectos?”.

¡Qué acierto! ¡Siguiente pregunta……..!

Related Posts

Colegio Internacional de Sotogrande

You find here quick links with useful information about our school.

Escuela Internacional de Sotogrande